Beneficios del ejercicio físico en los niveles de salud

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Es común saber que el ejercicio físico estimula el rendimiento cardíaco, proporcionando mayor vitalidad al órgano esencial para el funcionamiento del organismo.

Sin embargo, lo que algunas personas desconocen es que el ejercicio físico proporciona más de un beneficio. Incluso alguno de los aspectos positivos que proporciona están relacionados con la mejora de la conducta e incremento de la autoestima. Así que es posible afirmar que el entrenamiento físico permite al organismo adquirir un verdadero bienestar tanto físico como mental.

No es necesario correr arduos maratones para aprovechar los beneficios de este tipo de actividades. Incluso las caminatas de veinte minutos se pueden adquirir mejoras significativas en los niveles de salud. Vale la pena mejorar los hábitos para aumentar la calidad de vida.

¿Cuáles son los principales beneficios del ejercicio físico en la salud?

#1. Reduce los niveles de estrés

Vivimos en un mundo bastante ajetreado, es por esto que padecer de estrés no es difícil. Realmente se ha vuelto bastante común sufrir de estrés intenso al menos una vez al año.

El ejercicio físico permite la estimulación de una hormona denominada endorfina, la cual está relacionada con la sensación de bienestar que se desarrolla en el organismo.

Salir a trotar o a caminar, evitando el sedentarismo, permite a las personas mantener su mente fuera del estrés cotidiano. Es importante tomar un momento del tiempo para dedicarle al cuidado de la salud.

Una de las mejores maneras de disminuir la presión, es salir a dar una vuelta caminando o en bicicleta. Esto no sólo permite disminuir las probabilidades de contraer enfermedades que estén relacionadas con el estrés. También permite aumentar la armonía familiar y el bienestar en parejas.

Lo que ocurre es que muchas personas pueden sentirse renovados luego de hacer ejercicios. Y habiendo drenado el estrés es probable que disminuya el riesgo de mantener problemas que afecten a nivel social y personal.

#2. Disminuye el colesterol en la sangre

El desequilibrio de los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre es uno de los factores más comunes de infartos al miocardio. Por ende, realizar actividades que permitan el control de estos elementos es necesario para optimizar la salud.

Por suerte, el entrenamiento físico permite la disminución del colesterol en la sangre. Lo cual a su vez reduce los niveles de calorías que pueden desencadenar la formación de lípidos en las arterias, o problemas de sobrepeso.

El ejercicio debe ir acompañado de buenos métodos alimenticios para adquirir mejores resultados.

#3. Fortifica los huesos

Estudios han demostrado que las personas que mantienen mayores niveles de ejercicio físico, poseen riesgos menores de desarrollar afecciones que comprometan el tejido óseo.

El aumento de ejercicio físico no sólo permite trabajar en la flexibilidad y la resistencia física. También proporcionan beneficios en relación al aumento y endurecimiento de los huesos.

Esto evita padecer de problemas óseos que puedan estar relacionados con el avance de la edad.

#4. Mejora la autoestima

Los problemas de confianzas son muy comunes en el mundo actual. Y esta limitación puede proporcionar diversos problemas serios. Afortunadamente el entrenamiento físico permite el aumento de la seguridad en las personas.

No sólo que pueden trabajar en su timidez integrándose en un grupo junto con personas afines. Si no que también pueden esforzarse por el alcance de un objetivo que les permita aumentar la seguridad en sí mismos.